lunes, 26 de enero de 2009

Hoy presentamos: Los hombres buena gente: ¿Una leyenda urbana?

"Tú eres mi cachorrita, mamá"
Leyenda urbana: Dícese del compendio de historias, hechos y personas de quienes todo el mundo comenta saber alguna experiencia, pero que nadie ha tenido de cerca a ciencia cierta.
Ok, al grano. No odio a los hombres. Más bien me encantan con todo y que siempre me llevo los tortazos, y me sigo emocionando cada vez que me gusta uno. Pero cuento con un pequeño arsenal de conversaciones de msn, y en mi discoduro llevo almacenadas horas de horas en la oficina y Greenwich, de disertaciones sobre las relaciones humanas, y especialmente las íntimas. Incluso cuento con testimonios de amigos gays, quienes tampoco están excentos de sufrir los embates de la crisis mundial.
No es mi intención gastar letras en despotricar de los portadores del cromosoma Y. Al final ellos no tienen la culpa de tener la X atrofiada, pero hace rato llevo viendo un común denominador de actitud estilo batalla de Gettysburg, de estrategia de Kasparov, de labores de inteligencia de Scottland Yard, cuando de lidiar con el sexo masculino se trata. Y me refiero a lidiar, en el terreno amoroso y más sabroso. Porque en la amistad casi todos, toditos, son los más panas sobre la faz de la tierra. De hecho, me jacto de tener un gran container de panas hombres que jamás me dejarían mal.
Entonces, ¿Qué sucede cuando se trata de lograr una intimidad y una compenetración con el sexo masculino? Siempre les escucho quejarse de que las mujeres no les paran, de que no se entregan, se hacen las duras, de que son unas coñas de madre. He escuchado panas hombres, muchos, quejarse de que por ser buenagente o (h...vones) es que las tipas no les hacen caso, o los jo..... Pero por otra parte, cuando una mujer de buena gana o de buen agrado le sale del forro entregarse a un tipo....bien sea sexual o sentimentalmente....los tipos SE CHORREAN....se ABURREN...SE LES SUBEN LOS HUMOS y en muchos casos JÚYEN POR LA DERECHA.
¿¿¿No se supone que estamos en la era de la liberación y el libertinaje social??? De qué sirve tener un blackberry si al final seguimos subsistiendo de la Caza, la pesca y la recolección???
¿¿¿Por qué lograr entablar una relación medianamente aceptable con un tipo tiene que conllevar artimañas y titánicos ardides sádicos para que los tipos se comporten como uno quiere que se comporten?? ¿¿¿Qué acaso que a nosotras nos gustan los patanes??? ¿¿¿Será que nos aburren los buenos tipos??? ¿¿¿¿O SERÁ QUE ESO DE LOS "HOMBRES BUENAGENTE" NO ES MÁS QUE UNA LEYENDA URBANA????
Señores....31 vueltas al Sol con un amplio, extenso y diverso prontuario policial no pueden estar equivocadas. Mis amigas (las casadas, las solteras, las que tienen amantes, las mega promiscuas y las infelices), tampoco. Y lo que dicen muchos de mis grandes confidentes vernáculos, creo que menos....
Cuento con su sabiduría para ayudarme a aclarar esta inquietud, ya que Marte y Venus lo único que me dice es "no te dejes cojer".... Pana, y tengo 31 años.... no creo que tirar sea pecado.
Gracias,
La Gerencia.



*****


Josemaria Marrero el 26 de enero a las 22:48
llámame legendario.

Braulio Vargas el 26 de enero a las 22:53
No somos una leyenda urbana. Somos una especie selecta.

Maria Valentina a las 23:14, el 26 de enero a través de Facebook Móvil
Se que no los conozco pero no seran mejor dicho una especie en extincion? XD

Braulio Vargas el 26 de enero a las 23:17
... selecta, única, una élite.

María Eugenia Acero Colomine el 26 de enero a las 23:22
pero es que en extincion se trata cuando dicha especie "existe", y por la contaminación ambiental y la despiadada depredación sólo quedan cuatro pelagaticos como el Oso Frontino o como las rubias naturales. Si hablamos de una leyenda urbana es de un hecho o persona de quien todo el mundo habla pero en realidad uno no lo ha visto, como la aguja infectada de SIDA en las salas de cine o el Grizzly...el material recolectado formará parte de mi primera edición bloggistica de....FANTASÍAS NEURASTÉNICAS DE AYER Y HOY, producto de largas e interminables horas de debates profundos por el msn.El ocio hecho vocación :)

Juan Sebastian Farias Perea el 26 de enero a las 23:27
el Grizzly no es un oso? Ese si existe...http://ca.youtube.com/watch?v=IdHgEo9824U

María Eugenia Acero Colomine el 26 de enero a las 23:30
y el monstruo de la laguna negra?

Braulio Vargas el 26 de enero a las 23:31
de pana inscribete en blogspot.com

Newton Stone el 27 de enero a las 0:04
jajajajaja... estoy dispuesto a colaborar en la investigacion
Carlos Sicilia
el 27 de enero a las 18:05
(...) (por cierto, el c&%o de tu ma%&$dre a nombre de todos los hombres que si somos, jajaja!) (...) Llamame, escribeme... Un beso Carlos
Karla León G. el 28 de enero a las 0:21
Los hombres buenagente sí existen, no son una leyenda urbana! El problema es que las mujeres los transformamos en sendos coñoemadres!! Yo creo que estoy siendo una de ellas y creeme que no quiero serlo!!=(
daniel dice:
entre hombres se le dice wuevon a los que somos leyendas por eso dicen que los hombres buenagente son wuevones jejejej

Maria Eugenia dice:
puedo tomar prestada una foto de las tuyas en el face para retratar a los hombres buenagente??
y añadirlo a mi blog?
Daniel dice:
perdona pero me gusta mi anonimato y eso seria como que un elfo, nomo u otra criatura fantastica revelara su existencia



Lhasa de Sela. El Desierto.

Los Prisioneros. Corazones rojos.

12 comentarios:

  1. Y es díficil mantenerse buenagente, porque mientra más lo eres, más cerca estás de convertirte en su mejor "amigA"

    ResponderEliminar
  2. Mi estimada Maru, era cuestión de tiempo para que lanzaras nuestras disertaciones mundanas a la "gües".
    Es un tema de nunca acabar, sobre todo porque la vida se ha convertido en una competencia. El pensamiento diario es "tu no me vas a joder"... de ahí se parte. Hay un miedo terrible a entregarse porque, en un país donde la actividad sexual comienza a los 12 años, los coñazos son tan comunes como los malabaristas de limones en las avenidas.
    Hay miles de tratados sobre este tema y te cuento un dato: lo más leído actualmente en el New York Times es una columna sobre... los problemas de las relaciones!!!!!!. Nada de economía, deportes, Obama y su oficina de comeflores... no, Directo al corazón como cantaría el pana Miguel Ríos.
    Sin embargo, conozco a parejas muy felices y hombres de pinga. Mi hermano es uo, con dos hijas y enamoradísimo de su esposa, Mi pana César que ya está buscando rancho para irse a vivir con su novia (llevan tres meses pero se conocen de hace mucho tiempo), mi pana A, que se separó de su esposa para vivir felizmente con el amor de su vida, con quien tiene ahora una niña y viven super bien....
    Pero en todos estos casos querida Maru, son hombres que superan los 30s... Y he aquí el quid del asunto: a los hombres nos cuesta un mundo madurar. Pero una vez que ya sabemos lo que queremos, entonces todo se va dirigiendo a un terreno mucho más calmo, mucho más pensado, con altibajos, cierto, sin embago más seguro.
    Voy a otro punto. Y esto duele. Un hombre no respeta mujer que consiga en una rumba. Esa es ley. Y consejo para ellas, niño que consigas en joda, por lo menos, ya se ha tirado a varias de esa joda. Ir a un mismo sitio viernes tras viernes, andar de rumba en rumba, nada de eso te lleva al camino que buscas, si lo que estás buscando es una relación estable, de respeto. En la joda consigues joda (obvio, hay excepciones que remarcan la regla).
    Y tampoco la vía es internet, lugar que permite las caretas.
    Por último, creo que el secreto está en acercarse a las relaciones no pensando que este es el amor de tu vida. Porque la felicidad (sentirse pleno, estar bien con uno mismo), no tiene que ver con estar acompañado. Eso ayuda, claro, pero créeme que si estás haciendo un montón de cosas que alimentan tu espíritu (llamalo alma, chacras, esencia, como quieras), estar con alguien que te valore será una consecuencia de ese estado y no una necesidad imperiosa.

    PD: Muchos hombres tienen un detector para saber cuando una mujer está desesperada,y ahí se presentan con sus caretas para lograr el triángulo objetivo. Por eso mcuhos muestran un rostro antes de y luego otro después de.

    Un beso Maru,

    Tu pana JO

    ResponderEliminar
  3. ESTOY DE ACUERDO CON KARLA Y BRAULIO ;-)

    ResponderEliminar
  4. Este comentario ha sido eliminado por el autor.

    ResponderEliminar
  5. Qué interesante, la mayoría de los comentarios han sido de hombres...

    ResponderEliminar
  6. Yo parto de que las cargas femeninas y masculinas no están distribuidas "tradicionalmente", ya no es como antes, las mujeres eran 98% femeninas y los hombres 98% masculinos, también si comparamos una familia de hace 50 años con una que se este gestando hace 4 años de dos jóvenes que trabajan y/o estudian, las diferencias son del cielo a la tierra, cada persona por separado esta queriendo mantener la receta que les dieron cuando pequeños o que miraron en la novela y no pueden y se enrollan, nosotros los hombres por ser un poco más cabezas duras nos enrollamos más con eso y por naturaleza nos ponemos a pelear o lo dejamos así, chao y ya, las mujeres desde su revolución bien merecida tampoco dan tregua en la guerra y ocurre todo este disparate. Cuando miren a alguien que les guste para por lo menos 5 años pregúntense, cuadra en la película que quiero dirigir, cuadra con la escenográfia que me regalaron desde niño, incluso desde antes de nacer, o quiero hacer todo nuevo?
    Pero si el rollo es sexo y nada más, es simple formular el problema, no sabes como buscarlo y como mantenerlo de exclusividad con alguien

    ResponderEliminar
  7. Saludos, Estruco, gracias por tu comentario y por tu consejo, me parece bastante acertado. Sucede que veo que en el asunto de las relaciones, paradójicamente a la libertad que aparentemente existe en el mundo de hoy en día, el acercamiento y la intimidad real se han vuelto cada vez más difíciles, y la gente está cada vez más sola. No sólo en los asuntos de la pareja, sino en general (familia, amistad, etc). Por otra parte, valores aparentemente caducos y conceptos antiguos parecieran mantenerse aún vigentes para llegar a la aproximación con el otro. Y lamentablemente debo agregar, que luego de este escrito, me he dado cuenta de que aún persiste un dejo de machismo, en el que se responsabiliza a la mujer por el desencuentro que se está dando en muchas de las relaciones de pareja y asuntos del corazón. No es mi idea dirigirme hacia el pesimismo ni mucho menos hacia la queja y el reproche. Pero creo que disertando sobre estas cosas humanas y mundanas se puede llegar a tener algunas luces al respecto. No sé, digo yo. De nuevo, gracias por pasarte por acá. Eres bienvenido cuando gustes :)

    ResponderEliminar
  8. Pienso que los machista que quedan en el mundo es un tipo sobradamente tipificado y cuando se invento la palabra tenia su justificación, pero ya en el microcosmos en el que nos movemos los que leemos este blog, es una tremendura recurrir a esta palabra, o a lo mejor soy un tipo muy inocente, jejeje. Fíjate que por otro lado es curioso que las mismas mujeres unas contra otras usan tipificaciones que incluyen "mujer florero", princesa o mamis, lobas, "de su casa", gallas, cuando una tienen más feminidad que otra o cuando una estudio más que otra, por eso yo dirijo mis pensamientos a un problema esotérico de desequilibrio femenino-masculino de las relaciones, y claro chica es un gran problema en el que me meto porque no es que solo considere la típicas relaciones hombre-mujer, también la hombre-hombre, mujer-mujer y porque no hasta humano-familia.

    ResponderEliminar
  9. tal cual... el machismo a todo nivel...o más que machismo (esa palabra me parece muy fea), sigue siendo tabú hablar abiertamente de ciertos tópicos. Estoy de acuerdo contigo en que dices que hay un desequilibrio en los roles, será que tal vez hay una crisis entre los patrones que considerábamos válidos en el pasado y la manera en que la raza humana está evolucionando???

    ResponderEliminar
  10. sea que estemos evolucionando o que no, en este espacio yo hablaré con plena libertad de las cosas de las que sólo se conversa en estricta intimidad amistosa o de pareja, o de las que uno simplemente piensa y masculla. Todos somos la misma vaina, y pensamos casi todos lo mismo. :)

    ResponderEliminar
  11. Pura paja. El hombre es el unico que se pne a disertar sobre su sexualidad. Aprendamos de los animales, que si les gusta la hembra les huelen el trasero (vean los perros) y ella no lo cachetea, más bien se le entrega. Y no es que la vaina sea normal, se quedan pegados literalmente. ¿Y las gatas? Cuando el macho se lo saca la rompe, pero no por eso no vuelve a hacerlo con otro(s) macho (s) ¿Hasta cuándo el raciocinio? Sólo hay que pensar que hay que cuidarse porque uno no sabe si la tipa tiene una historia más larga que una pisada de tren...así que dejen la pensadera que todos (as) quieren lo mismo pero es un lío que lo acepten como tal...

    El anónimo (me da ladilla entrar a mi cuenta de gmail)

    ResponderEliminar